Información de contacto

Chile

Una dura historia de esfuerzo se viralizó a través de las redes sociales durante esta jornada. “Él es Diego, mi estudiante. Está vendiendo tabletones para poder pagar su matrícula”, publicó el académico de la Usach, Máximo Quitral, junto a una fotografía del joven en la calle.

Fue así como los usuarios de Twitter rápidamente se involucraron en la situación, y entregaron palabras de apoyo, mientras que otros fueron más allá y le ofrecieron incluso donaciones. “Podrías dejar datos de alguna cuenta, por si alguien quiere ayudarlo a pagar su matrícula”, sugirió un tuitero.

Al mismo tiempo, otra propuso colaborar mediante un depósito. El joven, a través de su Instagram, agradeció el gesto, pero se negó. “Qué noble mensaje, pero no necesito que me regalen dinero. Estaría aprovechándome de la situación, me pidieron muchos cholitos y tabletones, con eso me ayudaron mucho“, respondió.

El estudiante de Administración Pública de la Usach y protagonista del registro viralizado, Diego González, conversó con ADN.cl y se refirió a la historia detrás de la comentada fotografía. “Mi profe la viralizó, porque la vio en Instagram”, indicó.

“Ayer fui a Camino Melipilla a vender con un amigo, y él fue quien me tomó la foto. Hice un cartel que generara impacto, porque la gente suele ser muy indiferente con las personas que venden en la calle. Me basé en el chico al que golpearon por no pagar la universidad“, comentó respecto a su segundo cartel que consignaba: “Si no la pago, quizás me manden a pegar”.

Asimismo, contó el origen de su emprendimiento de venta de cholitos y tabletones a domicilio, el cual surgió al comienzo de la crisis sanitaria.

“Antes trabajaba de garzón, de empaque en el supermercado, y en la universidad vendía dulces. Con la pandemia perdí mis tres fuentes de trabajo, y de ahí nace esta idea”, sostuvo.

https://www.instagram.com/p/CAbIiphFjs2/?utm_source=ig_embed

Por otra parte, dijo estar “impactado” por la reacción de la gente frente al mensaje viralizado por su profesor. “No entendía bien porqué me empezó a seguir tanta gente, y después me di cuenta que había sido por la foto”, manifestó.

Me empezaron a llegar muchos mensajes, había gente que me quería cooperar, querían mi cuenta, como si fuera una cruzada. Pero con la publicidad bastaba, porque mi finalidad era solamente vender“, valoró.

Finalmente, el joven estudiante agradeció las muestras de apoyo y aseguró que “sirvió la viralización, pero es fuerte el contexto y la historia que hay detrás del cartel“.

Y agregó que el mensaje “hace alusión a una educación de mercado que sigue estando presente en pleno 2020, después de todas las movilizaciones pingüinas, las marchas y las protestas. Lo que pasó con la Andrés bello me dejó shockeado, eso no puede pasar desapercibido“, enfatizó Diego, a quien pueden seguir en el Instagram de Delivery.Tabletones.

https://www.instagram.com/tv/CDAYmDEFqCo/?utm_source=ig_embed

Fuente

Share:

author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *